DestacadosNacionales

‘ El PRI debe hacerse autocrítica para recuperar credibilidad ‘

Guadalajara, Jal; 27 de  Noviembre del 2017.- Aristóteles Sandoval (Guadalajara, 1974) logró, después de 18 años de gobiernos panistas, recuperar para el PRI el poder en Jalisco, el cuarto Estado más poblado del país, mientras la formación tricolor perdía terreno en otros lugares. “Cada vez es más complejo gobernar, la falta de comunicar los logros ha generado desconfianza. La sociedad avanza muy rápido y los partidos van muy lentos”, asegura Sandoval en una entrevista con este diario, en la que reflexiona de los errores de su partido: “El PRI debe hacer una autocrítica clara para recuperar la credibilidad y ganar la siguiente contienda, que será compleja”.

Para el gobernador de Jalisco hay dos temas cruciales en los que, según se desprende de sus palabras, el PRI ha fallado: “La seguridad, sin duda alguna y el combate a la corrupción y a la impunidad. Hay que reconocer que no hemos logrado avanzar y tener resultados satisfactorios. En el caso de la seguridad no hemos logrado consolidar un modelo para tener una policía fuerte, ha habido mucha descoordinación”.

En cuanto a la lucha contra la corrupción y la impunidad, el cáncer que azota a México, Sandoval considera que los fallos vienen “de un sistema donde todos somos corresponsables. Se ha avanzado lento en el cumplimiento del nuevo modelo. Y si no hay un sistema, no vamos a avanzar solo por la buena voluntad ni por decreto. Eso no funcionaría”, afirma el gobernador de Jalisco, quien asume que los procesos judiciales contra exgobernadores del PRI como Javier Duarte le harán daño al partido de cara a las elecciones del año próximo. “Sin duda alguna nos va a hacer daño, ninguna organización es angelical, pero hoy se castiga, antes no. Por supuesto que nos va a hacer daño, cuánto, no lo sé”.

Sandoval insiste durante la conversación en que “hacen falta más voces críticas” dentro del PRI. “La única forma de tener una organización política es siendo horizontal, sabiendo que las decisiones vienen de abajo hacia arriba, acabar con esas directrices que buscan orientar. Si no lo reconocemos vamos a avanzar muy lento, lejos de la aspiración de la ciudadanía. Tenemos que ser más ágiles trabajar en equipo y reconocer la autocrítica. El fracaso te ayuda a ser mejor”, prosigue, antes de insistir en que el partido gobernante tiene que ser “ser un organismo horizontal si quiere estar a la exigencia social”.

Las dudas sobre la horizontalidad del PRI se acrecientan en la coyuntura actual, en la que todos aguardan la decisión del presidente, Enrique Peña Nieto, para nombrar al aspirante a tratar de sucederle. Sandoval, sin embargo, defiende que esa elección no solo está en la cabeza del presidente, “quien sin duda tiene la última palabra. Afortunadamente ha estado consultando a mucha gente”, entre ellos al propio Sandoval, quien la decisión final cree que no depende solo del PRI.

El País

Entrada Anterior

Miss Sudáfrica es coronada Miss Universo 2017

Siguiente Entrada

Persiste el ambiente frio en la mayor parte del País