EstatalesGobierno del Estado

En Veracruz, el interés superior de los menores está por encima de todo: DIF estatal

difXalapa, Ver; 11 de Febrero del 2016.- Ante la presunción de la existencia de algún hecho que pudiera estar lastimando la integridad física y psicológica de un menor, el Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) cuenta con protocolos definidos para la atención inmediata de la infancia veracruzana, colocando el interés superior de los menores por encima de todo.

En entrevista, la Procuradora Estatal de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes informó que en la entidad se cuenta con un protocolo específico para la protección de menores de edad que sufren de omisión de cuidados por parte de sus padres.

Destacó que, en todo momento, a través de la línea de atención gratuita 24 horas, 089 ó 066, el DIF estatal permanece atento a las denuncias sobre la presunción de algún hecho que pudiera lastimar a algún pequeño.

Tras recibir la llamada, detalló, personal de la dependencia se traslada al sitio señalado en coordinación con las fuerzas del orden, a fin de resguardar y presentar al menor ante la Agencia del Ministerio Público Especializada en Delitos Sexuales y contra la Familia, ya que ambas autoridades, por si solas, no pueden llevar a cabo un resguardo.

Tras presentarlo ante el Ministerio Público, se realiza la solicitud del otorgamiento de una medida de protección con base en un reporte conjunto entre la autoridad policial y los trabajadores sociales adscritos al organismo asistencial, en el que se asienta una declaración sobre la razón del resguardo y una descripción de la situación en que se encontraban el o los menores al ser atendidos por la institución.

En este sentido, expuso que luego de la presentación, la autoridad ministerial, basada en las recomendaciones emitidas por el DIF estatal, valoran la solución que represente un mayor beneficio para los niños, niñas o adolescentes, entre las que se encuentra la reintegración con alguna persona que acredite parentesco, o bien, su ingreso a una casa asistencial.

Para el caso de los menores que son puestos a resguardo del Estado, los protocolos de la dependencia indican que se debe realizar de manera inmediata una valoración, tanto de salud como psicológica, para determinar situaciones apremiantes a atender.

Por otra parte, añadió, los familiares que solicitan la reintegración son evaluados por el DIF, en coadyuvancia con la autoridad ministerial, en lo psicológico y lo socioeconómico, a fin de establecer que se tiene la mejor disposición y posibilidad de atención para los pequeños.

Aquí, aseveró que desde el DIF estatal se prioriza la reintegración del menor a su núcleo familiar inmediato; “sostenemos la postura de que no es que tengan papás malos, sino que se equivocaron y cometieron un hecho que no está bien. Son equivocaciones que, por supuesto, no avalamos pero entendemos que puedan pasar”.

La Procuradora subrayó que en el DIF estatal existe total apertura a que los padres se rehabiliten, acudan a terapia y se encuentre la forma de que la familia y el organismo logren que estas conductas erróneas cambien.

“Si el Ministerio Público determina el no ejercicio de la acción penal, entonces invitamos a los padres a que asistan a terapia, para posteriormente hacer la reintegración del menor con su familia, pues creemos en la rehabilitación de todas las personas”, concluyó.

CD/GL

Entrada Anterior

La ciudad donde los Mercedes y los Porsche se venden a precio de ganga

Siguiente Entrada

Realizarán feria del empleo para jóvenes en Minatitlán