Cultura

En marzo llega a Dallas exposición con los grandes del arte mexicano

Ciudad de México; 18 de Enero del 2017.- Después de que México (1900-1950): Diego Rivera, Frida Kahlo, José Clemente Orozco y los vanguardistas concluya su estancia en el Gran Palais de París, el 23 de enero, la exposición viajará en forma exclusiva al Museo de Arte de Dallas (DMA, por sus siglas en inglés) para su apertura el 12 de marzo.

Curada por Agustín Arteaga, ex director del Museo Nacional de Arte (Munal) –su equipo produjo la muestra– y titular desde septiembre del DMA, la exhibición de más de 200 obras, entre pintura, escultura, fotografía, dibujo y cinematografía, se verá enriquecida en Dallas por la inclusión de obras claves de la colección particular de arte mexicano del museo, que comprende más de mil piezas que abarcan tres milenios.

El DMA tiene una rica historia de coleccionar y exhibir arte mexicano, y esta muestra ofrece a nuestros visitantes la oportunidad de explorar a fondo esas voces tan diversas y vibrantes que distinguieron el arte mexicano de la primera mitad del siglo XX, señaló Arteaga. México (1900-1950) no sólo presenta a los grandes del arte mexicano, sino también a quienes podrían haber sido eclipsados internacionalmente por nombres como el de Rivera o Kahlo. Esta exposición ayuda a ampliar nuestra comprensión de lo que significa el arte moderno mexicano y a diversificar las narrativas artísticas que se le atribuyen al país.

Quizá por primera vez en décadas la presentación en Dallas reúne obra muralista de Rivera, Orozco, Rufino Tamayo, Saturnino Herrán, Miguel Covarrubias y Roberto Montenegro, lo que impulsa la muestra en este recinto. Sobresalen obras como Autorretrato (el Coronelazo), 1945, de David Alfaro Siqueiros; La vendedora de frutas, 1951, de Olga Costa; Guitarra, canana y hoz, 1929, de Tina Modotti, y La dame ovale, 1942, de Leonora Carrington.

De la colección del DMA se agregarán: el autorretrato al óleo Perro itzcuintli conmigo, 1933, de Kahlo; la pintura Adán y Eva mexicanos, 1933, de Alfredo Ramos Martínez; el mural portátil El hombre, 1953, de Tamayo, realizado por encargo del recinto, y Génesis, el don de la vida, icónico mural de mosaico de 18 metros de largo creado por Covarrubias, en exhibición permanente en el museo.

La obra, creada para otro edificio de Dallas en 1954, se basa en la ancestral leyenda mexicana de los cuatro soles que precedieron al mundo en el que actualmente vivimos. Incorpora imágenes de varias culturas históricas de América Central y del Norte.

El museo prepara celebraciones para México (1900-1950) del 13 al 17 de marzo, que incluyen horarios especiales el viernes 19. Habrá programaciones adicionales durante la estancia de la muestra que concluirá el 16 de julio.

Organizan el DMA y la Secretaría de Cultura por conducto del Instituto Nacional de Bellas Artes, y el Museo Nacional de Arte, en colaboración con el Centro Latino para el Desarrollo en Liderazgo.

Jornada.unam.mx

Entrada Anterior

Expedirá Gobierno Municipal 750 permisos temporales para venta durante temporada de Carnaval 2017

Siguiente Entrada

Me duele mucho lo que pasó en colegio de Monterrey: Peña Nieto