Cultura

Casa de las Leyendas, nuevo atractivo de Orizaba

Xalapa, Ver; 29 de Diciembre del 2017.-Orizaba, declarado Pueblo Mágico en 2015, se ha sumado este año a Guanajuato y Mazatlán para fortalecer la propuesta de preservar las leyendas mediante la creación de museos, donde, además de compartir las historias que han sido transmitidas de generación en generación, se trabaja en coordinación con artistas plásticos y artesanos para recrear escenas y atmósferas que enriquecen las narraciones.

La Casa de las Leyendas de este municipio veracruzano está ubicada en la calle Norte 1, a sólo unos pasos del icónico Palacio de Hierro. Se trata de un antiguo edificio que data de la época virreinal —según consta en la placa de la entrada principal, donde se explica que en 1775 fue inaugurada como Casa Consistorial—.

 Las instalaciones tienen un gran peso histórico. Fueron la sede del primer palacio municipal de Orizaba y, poco más de un siglo después,  de los poderes estatales, por un periodo de siete años, cuando esta ciudad fue capital de Veracruz, de 1878 a 1885. Después, la Casa Consistorial albergó los poderes municipales y años más tarde fue ocupada como cárcel municipal.

Los lugareños cuentan que también ha sido testigo de extraños sucesos que han atemorizado a algunos de sus visitantes, pero sea verdad o mentira, lo que es una realidad es que ahora da asilo a personajes que han protagonizado las narraciones más trágicas  y sobrenaturales  acontecidas en el valle de Orizaba.

Los personajes han sido elaborados por escultores y artesanos, quienes han empleado distintos materiales, que van desde el papel maché, hasta la resina. De la escenografía se han encargado destacados pintores de la región e ingenieros de luz y audio. El resultado es un inquietante paseo, que lo mismo permite conocer mitos y pasajes históricos reales, que leyendas urbanas y hasta direcciones de casas embrujadas.

Mención especial merece la exhibición de la Cruz de las Calaveras, de estilo colonial, que ha estado en varios cementerios del valle de Orizaba. Elaborada con piedra, en su base  tiene tallados cuatro cráneos y se dice que era ocupada por algunas sectas para realizar cultos oscurantistas.

Diario de Xalapa

Entrada Anterior

Inaugura Américo Zúñiga modernización de la avenida Antonio Chedraui Caram

Siguiente Entrada

Miles de peruanos repudian el indulto a Fujimori