Nacionales

Aparece en el Edomex el estudiante de la UNAM

Ciudad de México; 29 de Enero del 2018.- Las autoridades del estado de México ya tienen a Marco Antonio Sánchez Flores, el joven estudiante de 17 años que se encontraba desaparecido desde el día 23, luego de que elementos de la Secretaría de Seguridad Pública lo detuvieron en la terminal El Rosario del Metrobús, por presunto robo.

Al dar un mensaje, en el que rechazó que se tratara de una desaparición forzada, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, informó que tras una llamada de la ciudadanía se logró su ubicación en inmediaciones del fraccionamiento Álamos, en el municipio Melchor Ocampo, donde deambulaba.

De inmediato se dio parte a las autoridades mexiquenses, quienes se trasladaron al lugar, se envió una fotografía a sus padres y tras una conversación telefónica con su mamá, lo identificó y va en camino a encontrarse con él en la Fiscalía General del estado de México, en el municipio de Tlanepantla, que se encargará de las diligencias posteriores.

Acompañado por los titulares capitalinos de la Procuraduría General de Justicia (PGJ), Edmundo Garrido, y de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), Hiram Almeida, el mandatrio informó que la investigación se inició el día 25, cuando los familiares del estudiante de la Preparatoria número 8 de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) acudieron a levantar una denuncia, porque no fue puesto a disposición de ninguna autoridad competente.

El área de Asuntos Internos de la SSP inició una investigación a los cuatro policías que participaron en su detención: Ubel Mora Gallardo, Ricardo Trejo Juárez, Ricardo de la Rosa Guzmán y Martín Jesús González Martínez, pertenecientes al Sector Hormiga en Azcapotzalco, de los cuales dos fueron arrestados.

Además, fueron presentados a declarar voluntariamente ante la Fiscalía Antisecuestros de la PGJ, que cuenta ya con los sistemas GPS de la patrulla involucrada, material audiovisual, grabaciones de radio de la frecuencia de ese sector, bitácoras y fatiga de servicio, así como los videos de la revisión.

Primero, dijo Mancera, se inició una carpeta de investigación por desaparición y otra en la Fiscalía Antisecuestros, y se dio intervención a la Subprocuraduría de Atención a Víctimas para dar el acompañamiento permanente a la familia del menor desaparecido, así como a la primera visitaduría de la Comisión de Derechos Humanos local.

El titular de la SSP, Hiram Almeida, explicó que se revisa el actuar de los policías, si se apegaron a derecho y si siguieron los protocolos al detenerlo y después dejarlo en libertad unas calles delante de la estación del Metrobús, cerca de una iglesia, al no contar con la parte acusadora y ser menor de edad. No hubo desaparición forzada, puntualizó.

El procurador Garrido informó que mantuvo contacto con la mamá de Marco; se dio vista a la Fiscalía de Servidores Públicos el caso de los cuatro policías involucrados en su detención, y dijo desconocer si el joven, quien fue remitido al juzgado calificador de Tlanepantla por deambular en la avenida Mario Colín, presentaba golpes.

El mandatario informó que ayer recibió una llamada a las 8 horas por personal del juzgado, en la que refirieron que el sábado el joven estuvo en sus instalaciones, pero al no haber cometido ninguna falta administrativa, a las 22:25 horas, se le permitió retirarse de las instalaciones.

Por medio de las cámaras de vigilancia se vio salir al joven caminando del juzgado, quien se dirigió de nuevo hacia la avenida Mario Colín, por lo cual personal de la Fuerza Antisecuestro se coordinó de manera inmediata con el fiscal de Tlalnepantla para corroborar si la información correspondía a la persona que era buscada.

Sus padres confirmaron que se trataba de su hijo; sin embargo, fue a las 20:45 horas cuando se recibió una llamada de la ciudadanía, tras la difusión de su imagen actual y el despliegue de más de un centenar de efectivos, de que estaba en el municipio Melchor Ocampo.

Minutos antes de las 23 horas, Marco Antonio fue ingresado a la Fiscalía Especializada de Secuestros del Valle de México, de Tlalnepantla.

Al cierre de la edición las instalaciones permanecían cerradas, mientras varios familiares se encontraban afuera en espera de noticias.

Entrada Anterior

Reeligen al presidente finlandés Sauli Niinistö

Siguiente Entrada

Asiste Ximena Rodriguez a la reunión de actualización en materia de Protección Civil